viernes, 8 de diciembre de 2017

Llevo conmigo todos mis bienes

El filósofo Bías logró salir de Priene, su ciudad natal, poco antes de que la tomase Ciro, el rey de los persas que la mantenía bajo asedio.

Todos los que abandonaban la ciudad se llevaban cuanto podían, pero Bías se marchó sin ningún equipaje, ni ninguna posesión.

- ¿Cómo lo abandonas todo? –le preguntó uno de los que huían con él.

Bías, tocándose la parte superior de la cabeza para aludir a su sabiduría, capaz de proporcionarle sustento donde quiera que fuese, le respondió:

- Llevo conmigo todos mis bienes.


Feliz viernes y fin de semana.

jueves, 7 de diciembre de 2017

Merecimiento futuro

Cuando en 1972 la universidad de Yucatán le ofreció un Doctorado Honoris Causa, el entonces presidente de México, Luis Evheverría Alvarez pidió que se le guardara el título durante los próximos cuatro años, es decir, hasta 1976.

Para entonces, habría concluido su mandato presidencial de seis años, iniciado en 1970.

La razón que Echeverría adujo para tal diferimiento de su Doctorado Honoris Causa fue el siguiente:
- Así veremos si realmente lo merezco.


Feliz jueves.

viernes, 1 de diciembre de 2017

La verdadera ganga

Para la mayoría de las personas existen dos tipos de gangas: una, representada por algo que se compra a buen precio, aunque no sea necesario, y dos, algo que se compra al precio de hoy porque, cuando seguramente lo necesitemos en el futuro, tendrá un precio tan alto que tal vez nos resulte inaccesible.
Pero hay un tercer tipo de ganga como la señalada en 1991, cuando varios funcionario de la municipalidad del Manhattan trataban de convencer al entonces alcalde de Nueva York, David Dinkins, de que comprara una propiedad a precio de ganga.
En esa ocasión, Dinkins ofreció una tercera definición de ganga, sobre la cual vale la pena reflexionar:
-Si están vendiendo elefantes a dos por 25 centavos de dólar, esa es una ganga… Pero, sólo si tenemos los 25 centavos y si necesitamos tener elefantes.

Nota: David Dinkins fue alcalde de Nueva York entre 1989 y 1993. Fue el primer alcalde afroamericano de esa ciudad.


Feliz viernes y fin de semana.

jueves, 30 de noviembre de 2017

La oportunidad está aquí y ahora

El 20 de enero de 1795 y en el curso de la guerra que entonces libraba Francia contra Austria, Holanda e Inglaterra se produjo uno de los acontecimientos más asombrosos de la historia militar: la derrota y captura de toda una flota de barcos por un regimiento de caballería.

Ese día, el general francés Charles Pichegru conducía su regimiento de caballería hacia la ciudad de Amsterdam, cuando advirtió que toda una flota del ejercito holandés se encontraba aprisionado en el hielo, cerca de la isla de Texel.

Durante el día siguiente y la noche, el mar se había congelado bajo los barcos, inmovilizándolos.

Sin dudar ni un instante, el general Pichegru lanzó a su regimiento al ataque y tomó por sorpresa a los miles de marinos que se hallaban a bordo de las embarcaciones, amodorrados por el frío.

Una vez conocida la noticia de la captura de toda la flota marina por ese regimiento de caballería, la corona holandesa aceptó su derrota ante Francia y se retiró del conflicto con este país.


Feliz jueves.

viernes, 24 de noviembre de 2017

Juventud

Hace algunos años, una periodista inglesa entrevistó a una mujer de su país que ese día estaba cumpliendo 85 años.
- ¿Qué consejo le daría usted a las personas de su edad? –preguntó la periodista.
- Bueno –respondió la cumpleañera-, a nuestra edad es muy importante no dejar de usar todo nuestro potencial, de lo contrario, éste se marchita. Es importante estar con la gente y, siempre que sea posible, ganarse la vida prestando un servicio. Es es lo que, al menos a mí, me mantiene con vida y salud.
- ¿Usted trabaja? –inquirió la periodista asombrada.
- Sí, respondió la mujer.
- Y se puede saber, ¿qué es exactamente lo que usted hace para ganarse la vida a los ochenta y cinco años de edad?
- Cuido a una anciana que vive en mi barrio.


Feliz viernes y fin de semana.

jueves, 23 de noviembre de 2017

No vale la pena

Una tarde, el escritor Jonathan Swift (autor de Los viajes de Gulliver) llamó a su criado y le pidió que le trajera las botas.
Un minuto después, el criado se presentó ante él con las botas llenas de barro.
- ¿Por qué no las has limpiado? –preguntó Swift.
- Como sabía que usted iba a salir y los caminos están llenos de barro, me pareció inútil limpiarlas.
Swift no dijo nada, pero al rato el criado le pidió la llave de la despensa.
- ¿Para qué la quieres? –preguntó el escritor.
- Para sacar comida –respondió el criado-, aún no he almorzado.
- No te la voy a dar: como dentro de unas horas volverás a tener hambre, no vale la pena que comas ahora.


Feliz jueves.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Cómo obtener un comprobante de deuda

Un hombre que tenía una apremiante situación económica le pidió consejo a su amigo, el multimillonario estadounidense John D. Rockefeller.
-Una persona me debe 50.000 dólares –le dijo-, pero no tengo ningún comprobante de esa deuda. ¿Qué cree usted que debo hacer?
Rockefeller contestó:
-Escríbele a esa persona pidiéndole los cien mil dólares que le debe. Con seguridad, le responderá que la deuda no es de cien mil, sino de cincuenta mil, y esa carta de su puño y letra será su comprobante.


Feliz viernes y fin de semana.